19/5/12

Semana I, comenzar a trabajar

Una semana desde el varapalo en San Sebastián de los Reyes, mañana tocará ver los playoffs por televisión. Brutales las eliminatorias entre campeones, también duelos como el Badalona-Tenerife, Lugo-Eibar o Jaén-Ponferradina. Una lástima, veo los cruces y sigo sintiendo que el Real Oviedo podría competir con garantías ante cualquiera de los aspirantes, el ascenso no era una químera, la oportunidad perdida es enorme. Toca afrontar la realidad, un mes de ventaja respecto al resto para planificar el nuevo curso siempre que la situación extrapodertiva lo permita. El cambio accionarial es la prioridad, pero olvidar la planificación deportiva sería condenatorio un curso más.

No es tiempo de nombres, aún es pronto. Futbolistas inmersos en playoffs de ascenso a Segunda y Segunda B, otros en la batalla por la permanencia en la División de Plata. Para saber qué fichar primero tienes que tener claro lo que necesitas, lo que implica analizar lo que ya tienes, evaluar su rendimiento y estudiar su continuidad. Las renovaciones se han de afrontar cuanto antes, conocer la disposición de los futbolistas para el Ascenso 4.0 para que en caso de respuesta negativa se pueda trabajar en las alternativas con el mayor tiempo y tranquilidad posibles. Marcar prioridades: Juanma, Nano, Pelayo y Álvaro Cuello van por delante de todos, hay mimbres para dar continuidad a la plantilla.

Conocer el nombre del nuevo entrenador será el siguiente paso, Pacheta se pronunciará la semana que viene sobre su futuro aunque todo hace indicar que estará lejos de Oviedo y del Tartiere. Errores y aciertos, siempre será el entrenador que salvó al Real Oviedo del descenso a Tercera y el que volvió a generar ilusión por ascender a Segunda. Su discurso genera división, quiso centralizar las miradas para que en la ciudad sólo se hablase de fútbol, las derrotas hicieron que el efecto fuese en su contra. Partidarios y detractores se hacen notar, más allá de sus cualidades como entrenador no parece que el panorama sea el adecuado para su continuidad, el míster necesita consenso y paz social. Cuando Pacheta se pronuncie sobre su futuro será el momento de analizar su paso por el Club y lo que ha hecho en sus casi 18 meses en Oviedo.

La situación económica condiciona todo, Alberto González, Vaca y José Manuel han convertido al Real Oviedo en un caos. Se adeudan tres mensualidades a la plantilla, se avecinan denuncias por impago a la vuelta de la esquina aunque Symmachiarii se ha comprometido con los chicos si éstos no van a la AFE, todo por la salvación del equipo. No es el escenario ideal para seducir a un jugador interesante ni para convencer a otro de que se quede, tampoco se puede suspeditar una planificación deportiva a alcanzar los playoffs porque después vienen los problemas. Con los actuales dirigentes al mando no habrá ascenso ni futuro ninguno, más pronto que tarde romperán la cuerda porque en quiebra técnica ya estamos en el punto de no retorno.

Plantilla corta, concentrar caché y calidad en menos futbolistas con el fin de aumentar competitividad interna y ganar individuales que deciden partidos. Para ello necesitas un Vetusta fuerte como el de la temporada pasada, un filial en el que uno-dos jugadores por línea puedan alternar con los mayores y así servir de sustento ante lesiones o picos de baja forma en el primer equipo. Pacheta lo intentó este curso con Jandrín, Chamorro, David González o Jairo Cárcaba, solamente Álvaro Cuello pudo quedarse y es que el resto tenían que certificar la permanencia en Tercera. El papel del Vetusta y el Requexón también serán estudiados en el blog más adelante porque por ellos pasa el futuro del Real Oviedo a corto y largo plazo. El mes de Junio se presenta largo e intenso en todos los ámbitos del oviedismo.

Dani Barrio, Lucien Owona, Aitor Sanz, Pascual, Xavi Moré y Manu Busto tienen contrato en vigor para el curso que viene, el cántabro alcanzó los objetivos individuales para prorrogar su estancia por una temporada más. Otros como Negredo, Candela, Óscar Martínez, Juanpa, Martins y Rubiato también firmaron 1+1 pero aún no se conoce si alcanzaron o no las cláusulas de su contrato. De todos ellos tan sólo Martins tuvo continuidad durante toda la Liga por lo que es de esperar que el franco-senegalés también haya renovado automáticamente más allá del 30 de Junio. A partir de ahí, conocidos quiénes son los futbolistas con contrato garantizado, analizar campos de mejora y establecer prioridades para renovar a unos y reforzar posiciones con otros de fuera.

Foto: ElComercio.es