21/2/12

Entrevista con Joaquín Vigueras

Joaquín Vigueras, conocido del oviedismo. De su mano llegaron al Tartiere futbolistas como Aulestia, Manu Busto, Jorge Perona, Rubén García, todos de calidad indiscutible; sin tanta fortuna pasó el defensa Richi la temporada pasada. Teo ha sido el último en llegar, sobre la bocina para sustituir a Xavi Moré hasta final de curso. Jandrín es otro de sus futbolistas, esperemos que también haga carrera en el Real Oviedo.

- Hola Joaquín, muchas gracias por dedicar tu tiempo a Ovieditis.
- Gracias a ti.

- ¿Cómo empezaste en el mundo de la representación de futbolistas?
- Empecé porque yo era el director deportivo del Lorca en Segunda B, y antes también había estado en secretarías técnicas. Pero no era lo que a mí me gustaba, y fue entonces cuando a raíz de conocer gente y tener contactos, me incliné más por la representación. Me saqué todos los títulos necesarios y también los que no eran necesarios, para estar bien preparado. Y así fue como empecé.

- Imagino que al ser una figura joven te puede resultar más fácil llegar al futbolista que a otros representantes.
- No tiene porqué. Pero sí es importante el cómo lo haces, la dedicación y el empeño que le pongas.

- ¿Tu relación con los jugadores es más personal que profesional, o al revés? ¿Son fáciles de compaginar ambas?
- Tiene que haber un poco de todo, pero sí que en el día a día me gusta tener buena relación con mis jugadores y que se sientan cercanos, como si fuésemos una familia. Creo que eso es lo que reclama el jugador; a parte de saber llevarlos profesionalmente, les gusta que también en el tema personal sepas cosas de su vida.

- Imagino que estas semanas post mercado de invierno son de desconexión. ¿Cerraste muchas operaciones aparte de la de Teo? ¿O los clubes notan también la crisis a la hora de hacer fichajes invernales?
- Nunca desconectas del todo, porque en esto del futbol va todo muy deprisa. Tienes que intentar conocer a todos los jugadores y siempre aparecen nuevos futbolistas. Con respecto a si me ha ido bien en el mercado de invierno: he cerrado varias cosas, pero la mayoría del trabajo ya se hizo en verano.

- Los móviles echan humo en época de fichajes. ¿Hay momentos en que debes priorizar unas operaciones a otras? ¿Cómo se toman esto futbolistas y clubes? ¿Cunde el nerviosismo? Porque en Primera se busca un contrato, pero en Segunda B se busca un trabajo, un sueldo…
- Se intenta trabajar durante el año para que el verano sea mas tranquilo, pero al final eso resulta imposible. La verdad que el móvil no para, intento no priorizar operaciones y sí sacarlas todas adelante ya que para mí todos los jugadores de mi empresa son igual de importantes. Tienes que saber llevar al jugador en verano porque sí que se ponen nerviosos, dependen de ti en gran parte y son fechas de tensión.

- Y durante el resto del año, ¿hacia dónde enfocas tu trabajo? Ves partidos, sigues a los tuyos, captas gente nueva…
- Durante el año se hace un seguimiento a los jugadores de mi empresa y se intenta captar a gente nueva, eso es lo que se suele hacer a lo largo de la temporada.

- Existe mucho recelo y desconfianza sobre la figura del representante entre el aficionado de a pie. ¿A qué crees que se debe?
- Esta profesión es difícil y nuestra figura no está bien vista para la mayoría, se piensan que nos llevamos mucho dinero sin hacer nada. Hay casos de todo tipo. Monchi, que es uno de los mejores directores deportivos de Europa, dijo un día en televisión que la culpa siempre es para el representante cuando un jugador sale mal. Y la culpa no es del representante, es de la secretaría técnica por firmarlo, porque cuando nosotros ofrecemos jugadores a los equipos, los que firman para bien y para mal son los clubs. Y yo estoy muy de acuerdo en eso ya que he estado a ambos lados.

- En categorías superiores el seguimiento es más sencillo, el director deportivo se interesa por un determinado jugador y empiezan los contactos. ¿En Segunda B también es así? ¿O vuestra función es más parecida a la del intermediario?
- Es lo mismo para todas las categorías, pero sí que es verdad que cuanto más grande es el club, más medios tienes para hacerse seguimiento a los jugadores. Pero es lo mismo a la hora de firmar a un jugador de Segunda B que de Primera.

- ¿Se ponen en contacto contigo directores deportivos para buscar un perfil concreto de jugador entre tus representados?
- Sí, normalmente cuando se interesan por algún jugador te llaman ellos o llaman al jugador para interesarse por su situación y para asegurarse también de quién es el representante de éste. Pero también yo informo a los directores deportivos de los jugadores que represento y sus posiciones para que le hagan un seguimiento.

- ¿Cuándo empezó la relación con José Manuel y el Real Oviedo?
- La relación empezó cuando el equipo asciende a Segunda B, ellos se interesan en varios jugadores míos, pero sobre todo en Manu Busto. Nos explican el proyecto, no fue una negociación fácil porque lo teníamos prácticamente cerrado con el Granada por aquel entonces, pero al final nos decantamos por el Oviedo por estructura, afición y porque creímos y confíamos en el proyecto.

- Y el Granada ahora en Primera y nosotros sin salir del pozo. ¿En algún momento, como representante, te arrepientes de haber echado para atrás una operación y firmar la otra? ¿Qué diferencia vistéis entre Real Oviedo y Granada para que al final Manu llegase aquí? Por aquél entonces ellos ya funcionaban como un club serio, con Pina al frente.
- Arrepentirnos no. Sin ir más lejos, este verano tuvo una oferta del Cádiz, que también lo ha cogido Pina, y le dijimos que no para renovar en Oviedo. Pero un poco de envidia sana sí, porque este equipo está en Primera y quién sabe si Manu estaría en él aún. Pero nada más.

- ¿Es fácil separar casos distintos de futbolistas a la hora de negociar con un mismo club? Por ejemplo, que lo que pasó con Aulestia en Oviedo no afecte en la renovación de Manu Busto (aunque la salida de Oinatz es posterior). Aquí entra la implicación personal que comentábamos antes.
- Son temas totalmente diferentes, la renovación de Manu se cierra después de la salida de Aulestia, pero hay que saber diferenciar cada caso y no mezclar unos jugadores con otros. Hay clubs en los que eso sí influye, pero al final en una negociación no se llega a un buen fin si las dos partes no están de acuerdo.

- ¿Crees que hemos arrojado algo de luz sobre la labor de un representante? ¿Qué les dirías a aquellos que os ven como una figura prescindible en el mundo del fútbol?
- Yo no les digo nada, solo puedo seguir trabajando, confiar en mi trabajo diario y saber que lo que la gente opine no es lo importante. Lo importante es ser legal y que los profesionales del mundo del fútbol valoren tu trabajo.

- Y ya la última, para mojarse. Para el ascenso a Segunda, ¿con quién vas?
- No tengo preferencias, pero sí me gustaría que asciendan aquellos equipos donde tengo jugadores representados. Va a ser imposible que asciendan todos, pero espero que los cuatro que lo consigan cuenten con jugadores representados por mí, sería muy buena noticia.

- Muchas gracias Joaquín por la entrevista y la disponibilidad. Ha sido un placer.
- Muchas gracias a ti, espero que os haya gustado.

Publicidad: Ovieditis es 'patrocinador' del espacio dedicado al Real Oviedo en el programa 'Asturias en juego' de Radio Vavel, en el que se repasará toda la actualidad futbolística del Principado cada Lunes de 17h a 18h