6/12/11

Athletic Club, el Rey León

El bombo fue caprichoso, próximidad geográfica en todos los emparejamientos posibles entre equipos Champions-Europe League y Segunda B; nos privó de Barça y Madrid pero nos regaló al Athletic, una eliminatoria para honrar el torneo del KO. Los leones, equipo copero por antonomasía por más que sean los culés quienes encabecen el ranking de títulos tras la sequía de los rojiblancos de las dos últimas décadas. No hay equipo mejor para disfrutar de la Copa del Rey que el Athletic Club.

Están en pleno cambio, la filosofía Bielsa invade Lezama para hacerles más grandes aún. Un entrenador que con tiempo cambiará la historia, está sentando las bases de un Athletic que volverá a ser alternativa de poder si trabajan bien, si todos siguen al maestro argentino. Un fanático del fútbol, el ‘Loco’ fue capaz de cautivar a Guardiola con una charla de 12 horas en Chile cuando Pep soñaba con sentarse en un banquillo. Antes de aceptar el ofrecimiento de Urrutia Bielsa visionó cada partido del Athletic del curso pasado… dos veces; también de los futbolistas cedidos en Eibar o Albacete. Así supo lo que quería desde el primer día, lo que podía ofrecer cada futbolista, llegó a Bilbao con una idea de lo que quería y antes de ponerse el chandal ya trabajó para ello.

Marcelo Bielsa supone romper con el pasado y la historia, Caparrós supo amoldarse al estilo vasco y dejar buenos resultados, el listón está alto pero el argentino quiere dejar su sello. El Athletic ya no es referente aéreo, Fernando Llorente pasó de ser el centro del universo rojiblanco a sentirse olvidado en las primeras jornadas, necesitó su tiempo de adaptación. Los leones siguen siendo intensos, directos, tanto como su entrenador en cada sesión de Lezama, capaz de llevar el control al máximo exponente. Bielsa deja de lado el patadón, el Athletic es un equipo que presiona arriba, que va al choque, que disfruta en el cuerpo a cuerpo pero también al que le gusta jugar por abajo, tocar, buscar las bandas.

Muniaín ha entrado en otra dimensión, es el beneficiado y el eje de este Athletic junto a Ander Herrera. Íker para buscar superioridad por fuera, bien con asociación con Iraola en la derecha, normalmente a pierna cambiada en banda izquierda para buscar la diagonal hacia dentro. Ander mueve todo, ha conseguido que Javi Martínez no sea imprescindible como mediocentro y pueda ser un recurso como central para dar salida limpia de balón desde atrás. El ex – del Zaragoza organiza, distribuye, llega desde segunda línea, el fichaje perfecto para los leones. Gorka Iraizoz es otro reflejo de la metamorfósis, ha pasado de ser ‘simplemente’ un portero de reflejos a ser un jugador de campo más, obligación de jugar por abajo y empezar el ataque, su espejo es el papel de Claudio Bravo con Chile.

Íñigo Pérez pasó de descarte a indiscutible, se ganó al técnico cuando en un entreno de pretemporada en Lezama se mostró a disposición de Bielsa para continuar a pesar de tener la cabeza cubierta de sangre tras un choque. El capitán Gurpegui lesionado de gravedad, seis meses fuera; el ‘Loco’ quiere que siga en contacto con el grupo, no puede permitir que su capitán no esté así que le obliga a formar parte del cuerpo técnico mientras dure su recuperación. Marcelo Bielsa es especial también por estos detalles más allá de por su devoción hacia el fútbol. Iñigo Pérez pasará al lateral izquierdo con Amorebieta como central en el Tartiere, es el comodín del argentino, el chico para todo. Primero lo probó con De Marcos, misma voluntad del futbolista pero peor resultado, ahora se ha asentado en el centro del campo junto a Iturraspe con Susaeta volcado a la diestra.

No quiere confianzas el técnico argentino, respeta por igual al Barça de Pep que al Oviedo de Pacheta. Detallista al extremo, un ojeador del Athletic ha presenciado todos los partidos de los nuestros en el Tartiere desde que supo del emparejamiento. El análisis lo hace él mismo, delega pocas funciones, los partidos se grabaron en video para ser estudiados por el propio Bielsa. Si alguien espera un equipo rotado y relajado ante un Segunda B se equivoca, ningún equipo del ‘Loco’ puede permitirse la relajación porque él es el primero que se autoexige; después de a él mismo les toca a los futbolistas, el nivel de activación es siempre el máximo.

Para nosotros será un día de disfrute, sin presión, sin obligación del resultado. No confundir con falta de tensión, el Real Oviedo está obligado a salir a disputarle el partido al Athletic, a infundir respeto, a honrar la camiseta, el escudo y sobre todo a la afición. Desde la grada, apoyo los 90’ hacia los nuestros sin mirar al marcador, para los futbolistas esta eliminatoria también ha de ser un premio tras la victoria en Valdebevas. Igual que en Madrid, los de Pacheta han de ser valientes ante los de Bielsa, que los leones sepan que tendrán que ponerse el mono de trabajo para no ser la sorpresa copera de cada año.

Nuestro partido de la semana es el Domingo ante el Tenerife, el míster deberá gestionar minutos en la Copa para evitar la carga pues sólo hay 60 horas entre un choque y otro. Sudokus en la alineación, las bajas juegan en contra de Pacheta, proteger a Pascual, Pelayo, Xavi Moré y Manu Busto ante los leones debería ser prioridad, no más de 45 minutos por cabeza. Pero antes, divirtámonos con el Athletic de Bielsa; será un placer.

Publicidad: Ovieditis es el nuevo 'patrocinador' del espacio dedicado al Real Oviedo en el programa 'Asturias en juego' de Radio Vavel, en el que se repasará toda la actualidad futbolística del Principado todos los Lunes de 17h a 18h.